LÁMPARAS DE BAJO CONSUMO Y FLUORESCENTES

  

Las lámparas de bajo consumo ahorran energía y todo eso con un diseño bonito. Su rentabilidad queda demostrada ya que duran hasta 15 veces más que una lámpara incandescente ahorrando aproximadamente un 80% de energía.

 

Las lámparas fluorescentes producen mundialmente el 70% de la luz artificial. Un fluorescente solo consume la quinta parte de la energía  que necesita una lámpara incandescente.